domingo, 29 de noviembre de 2015

Sierra de Begega [Belmonte]


Sierra de Begega desde el Buey Muerto

Ruta de montaña por el concejo de Belmonte, aunque de montaña tiene poco porque se anda bastante por carretera y por pista. La sierra de Begega en Belmonte está coronada por unos cuantos molinos eólicos que han destrozado un poco el entorno montañero, haciendo una gran pista de acceso y cargándose la cumbre del pico Urro, pero no pueden evitar las vistas que se tienen desde aquí sean estupendas y se pueda disfrutar de aire más o menos puro. El problema de la ruta es que hay dos tramos de carretera bastante machacones, los aerogeneradores no molestan, sólo hacen algo de ruido al intentar reorientarse e iniciar el movimiento de las aspas, pero mucho menos que la central de la Barca.

La ruta en sí no está señalizada, pero tampoco tiene mucha posibilidad de pérdida, salvo que haya niebla. El terreno es bueno en general, salvo los tramos para llegar a la cumbre, que este tipo de roca esta muy rota, y hay que ir con cuidado en estos tramos. Fuente hay en Modreiros, y después no he visto más. La ruta comienza en un desvío de la carretera que sube de Alvariza a Modreros, en un desvío hacia las casas de Pascual, dónde hay sitio para aparcar un par de coches. Cuidado con esta carretera que es muy estrecha y hay pocas zonas donde se puedan cruzar dos coches.

Mapa del recorrido realizado
Desde el aparcamiento hay que seguir por la estrecha carretera que sube a Modreros. El día amanecía con una buena xelada, así que se agradecía entrar pronto en la zona soleada. Desde aquí abajo ya se ven los molinos en lo alto de la Sierra de Begega, así como la traza de la carretera que sube en sucesivas revueltas.

Sierra de Begega al fondo y pista asfaltada de subida a Modreros
La carretera es estrecha y bastante pendiente, pero por lo menos tiene poco tránsito, ya que Modreros es un muy pequeño. 

La pista a Modreros
Poco a poco se va subiendo, en una loma que hay (Cuesta el Oteru en el mapa), hace años había un cartel que indicaba que había unas trincheras de la guerra civil, pero esta vez ya no estaba el cartel. La otra vez no las vimos por el monte bajo que lo tapa todo, y esta vez tampoco las busque. Aunque en Arama dicen que estar están.

Tramo de ascenso por la pista
Tras una revuelta, cambiamos de vertiente y empezamos a ver algunas de las casas de Modreros, que por lo visto era una braña de invierno para los vaqueiros de alzada, así que son casas más bien pequeñas.

Primeras casas de Modreros 

Al alcanzar el collado de la foto anterior, se ve ya la Sierra y el recorrido que queda por hacer para unir las cumbres del día. En la foto inferior se ve un sendero a mitad de ladera que llega hasta la collada de la derecha de los aerogeneradores, es el collado Las Bobias. Desde este collado a la derecha está el Pico de Gameo, que tiene buzón de cumbres y es lo poco que queda en estado natural de esta sierra.

Sierra de Begega
Para llegar al sendero, hay que seguir por la carretera y atravesar Modreros. Aquí se ve que hay cuadras más grandes para el ganado, y casas no muy grandes. Este pueblo está protegido de todos los aires, pero apenas le da el Sol así que debe de ser bastante frío.


Modreros

Una vez atravesado Modreros, al lado de la fuente y el lavadero se inicia el sendero para llegar a la collada. En este tramo había unos cuanto cazadores, esperando a que les levantasen los jabalíes en este valle, pero por lo visto no era el día, y no había ninguno por la zona.

Collada las Bobias y sendero desde Modreros
Desde la collada subí al Pico Gameo, modesta cumbre pero con buenas vistas. La subida es por una zona de brezo y monte bajo que está toda andada por las yeguas de la zona, así que se sube con facilidad. El último tramo de subida a la cumbre es un poco más complicado, porque esta roca no es caliza, y con las xeladas se rompe en bloques, así que el cono de la cumbre son acumulaciones de rocas, algunas de las cuales se mueven.
Pico de Gameo, con vistas hacia Tineo y la Espina


Desde la cumbre se veía la niebla en la zona del Narcea, y el penacho de vapor de la central térmica de Soto de la Barca. También se ve toda la sierra de Tineo con más aerogeneradores, y las praderías entre la Espina y Tineo. Aunque lo que más destaca es el profundo tajo excavado por el río Narcea.
Zona de la Espina
Otra zona que destaca en un día tan despejado como este, es que se pueden ver los picos de Europa al otro lado de Asturias, así como la Sierra del Aramo.

Montes de Belmonte y al fondo Sierra del Aramo y Picos de Europa
Los aerogenerados de la Sierra de Begega y el Collado las Bobias
Desde la cumbre se vuelve a bajar al collado, y de frente se sube hasta el primer aerogenerador. La pendiente en este tramo es considerable, hay que tomarselo con calma. Llegando arriba el camino se convierte en una ancha pista del parque de aerogeneradores.

El primer aerogenerador de la ruta, con el Gameo delante y al fondo el Pico Agudo o Courio
Echando la vista atrás se ve detrás del pico Gameo el Pico Agudo o Courio, con la Antena de comunicaciones en su cima y las dos casetas. Otra cumbre fácil de subir por pistas, y con buenas vistas de la zona de Salas, Belmonte y Tineo.

Sierra de Begega
Por la pista, o por fuera de ella en una alternativa más montuna hay que ir siguiendo la línea de cumbres. Hasta el punto más alto, que se corresponde con el pico de las Cobertorias según el mapa del IGN.
Los tajos del Narcea
A la altura del 8º aerogenerador se encuentra el pico Urro según el mapa del IGN. Aunque no hay ni buzón ni nada de nada.

Pico Urro
Siguiendo la línea se llega hasta la cumbre de las Cobertorias, que es el punto más alto de la Sierra. Aquí si hay un montículo de piedras a modo de buzón de cumbres. El acceso es de nuevo un poco complicado, hay que remontar el terraplen donde está el aerogenerador y después seguir hasta el punto más alto. El terreno son bloques grandes de piedra a tramos, y no ofrecen mucha confianza porque alguno se mueve.

Cumbre de Las Morteras
Link a foto-esférica


En esta cumbre aproveché para comer y tomar el sol, mientras veía los buitres hacer sus vuelos circulares buscando las térmicas. Los cazadores estaban ahora en este valle, y estos buitres estaban viendo si les caía algo. Los aerogeneradores estaban parados porque no había viento, así que no corrían riesgos.
Buitres en el valle
Panorámica de la zona de Tineo
Desde la cumbre hay que seguir la sierra hasta la siguiente loma, por la pista o fuera de ella, como se prefiera.

Valle donde estaban los cazadores y sobrevolaban los buitres
Vista atrás del Recorrido realizado por la Sierra


Central térmica de la Barca, Tineo y la zona del Mulleiroso
Montes de Belmonte
Llegando al final de la sierra, y antes de la gran bajada se da vista a la mina de Oro de Boinás, con la gran balsa de agua azul turquesa, y creo que grandes cantidades de arsénico y cianuro.
Mina de oro de Boinás
Desde este punto hay que iniciar el mayor tramo de descenso hasta una construcción bastante grande que es el centro de transformación y control del parque de aerogeneradores. Aquí yo bajé de frente para evitar las amplias zetas que tiene la pista.

Tramo de bajada
Hay que tener cuidado entre el aerogenerador número 28 y el 29, porque la pista tiene un terraplen considerable que hay que rodear, no intentar bajar por él porque es muy alto. Está protegido por estacas y cable, pero mejor no acercarse.


Terraplen entre el poste 28 y 29
Después enfrente justo del centro de transformación empieza una pista de bajada hacia las torres de Alta Tensión que pasan por este valle. Este es el camino de bajada hasta la carretera entre Boinás y Alvariza.

Inicio del camino de bajada hasta la carretera
El sendero está marcado y bastante limpio, por lo que no tiene demasiada pérdida, va yendo de una torre a otra, y en el tramo final tiene varias zetas para salvar el desnivel hasta la carretera.

Valle de bajada
Al final el camino atraviesa el arroyo que discurre por el fondo del valle, y hoy llevaba agua así que mejor llevar botas para pasar.
Carretera AS-310
El valle por el que se baja
Por la carretera hay que seguir algo más de un kilómetro y medio hasta llegar a Estiyero, donde hay unas casas abandonadas pegadas a la carretera, y debajo aparece un nuevo camino que va por unas casas en aparente estado de ruina, pero en la que viven todavía un par de personas. La otra vez que vinimos a esta ruta, encontramos al dueño de la casa blanca en la zona de las torres de alta tensión con unas cabras, y nos endosó una cabritilla recién nacida para que se la bajasemos hasta aquí, mientras el peleaba para bajar a la madre. Así que la bajamos en brazos todo el tramo de carretera. Son una gente un poco especial como veis los de esta casa.

Casas de Estiyero
El paisanin tiene tres perros bastante viejos, pero que ladran bastante, yo esperé hasta que salió el dueño y los llamó para pasar, sino habría que seguir por la carretera. El sendero en este tramo estaba bastante mojado, una fuente soltaba agua por el camino, la hierba estaba alta y aquí no da el Sol en invierno así que se agradecen las botas.

Camino entre Estiyero y Pascual
El camino tiene tendencia a bajar, y tras pasar una portilla-empalizada se entra en un bosque de castaños, con unos cabornos importantes.


Castaños
Había un castaño partido en dos, por un rayo o algo así, pero que debe de ser el castaño más grande que he visto en cuanto a perímetro. Más grande que el de Fresnedo de Quirós, o los de Tarna plantados por los romanos, y que los de las Médulas en Ponferrada.

Castaño enorme partido en dos por un rayo
Tras el bosque, al lado de una cabaña hay que salvar otra portilla de alambre de espino, que tuve que desmontar y volver a montar, no estan acostumbrados a que vengan muchos pisapraos por aquí, aunque este bosque es bastante imponente.


El camino atraviesa el arroyo y aquí no hay puente que valga, ni piedras, así que hay que correr para no mojarse mucho los pies. Hace un par de semanas seguro que estaba todo seco, pero esta semana ha llovido algo y el arroyo va crecido.

Arroyo que hay que atravesar

Al llegar a las casas vuelve a haber un par de perros de gran tamaño, en actitud defensiva y ladrando bastante, la casa pertenece a unos alemanes y enseguida retuvieron a los perros y pude pasar, sino habría que buscar por donde rodear.

Los datos de la ruta según el Endomondo, el tiempo incluye las paradas realizadas.