domingo, 29 de julio de 2018

Cueto Tejao [Picos de Europa]

Ruta de montaña circular por el macizo de Ándara en los Picos de Europa, ascendiendo a varias cumbres, entre ellas, el Pico Soriano, el  Cueto Tejao y el Pico Boru. En el mapa del IGN, no distingue muy bien estas dos cumbres, según el nivel de zoom (capa 14 o capa 15), lo llama de una forma distinta.
La ruta no tiene tramos demasiado complicados, aunque por el desnivel y el tiempo se hace dura. Hay tramos de pista, sendero, y otros por la caliza por donde mejor se puede. Con niebla hay zonas de difícil orientación, y aquí la niebla es fácil que aparezca, este día pasaba de forma intermitente. A esa zona la llaman campo de los senderos, y por algo será.
Hay posibilidades de hacer la ruta más corta, y alargarla un poco más, recorriendo alguna cima más en dirección al Valdominguero, aunque puede incrementar la dificultad.
Respecto del agua hay una fuente delante del refugio del casetón de Andara, de reciente construcción (el año pasado no estaba).

Mapa del recorrido

La ruta comienza en el Jito de Escarandi, donde hay sitio para aparcar, aunque conviene madrugar para tener sitio. Aquí se coge la pista que sube hasta el refugio del casetón de Andara. El día comienza con nieblas bajas, que van subiendo poco a poco por los valles, en principio por la tarde las previsiones daban despejado, aunque aquí nunca se sabe.


El macizo central desde el Jito de Escarandi
Subiendo por la Pista hacia el refugio al fondo la zona del Cueto Boru
La pica del Macondiu entre la niebla
Vista atrás de la niebla en el valle
La subida por la pista es cómoda, no tiene un desnivel excesivo porque estaba pensada para camiones que sacaban el mineral que se extraía en las minas de este macizo. Al principio la niebla no permite ver demasiado, pero enseguida se supera la cota de las mismas, y aparecen al fondo las cumbres del Cueto Cerralosa.

Entrando a la zona del refugio
En el refugio han construido una fuente nueva en el exterior, en la zona donde dejan los todoterrenos que mantienen el refugio. Antes había una fuente dentro de la galería de mina, pero ahora la nueva es más cómoda.

Vista atrás desde encima del refugio, al lado del todoterreno la nueva fuente
Hay que subir por detrás del refugio hasta una explanada, en el collado de la Aldea con una pequeña laguna, que hace de rotonda distribuidora a todas las rutas de la zona, todas las rutas pasan por aquí. Las otras veces que pase por aquí, esta laguna estaba seca, pero este año ha llovido tanto que todavía aguanta. El camino es hacia la derecha, por la pista que va hacia las minas de Mazarrasa, pero que hay que abandonar para coger un sendero que  va hacia la Horcada Traslacueva. Sendero evidente.

Laguna encima del refugio al fondo la Horcada Traslacueva
El sendero hacia la Horcada Traslacueva y la sucesión de cumbres del Pico Soriano
Vistas desde el sendero
El sendero sube por la ladera soleada, al otro lado del valle esta el camino que viene desde la collada del Valdominguero, por donde baje desde la Pica del Jierru. La ladera de enfrente es más vertical, con varios cortados. Se ven también en este lado unos restos de cimientos de cabañas.
Vista atrás hacia el collado de la Aldea, al fondo Macondiu y Samelar
Una vez alcanzada la collada, el sendero desciende rodeando las cumbres de la zona. El track que llevaba sigue este sendero un tramo, y después iba más o menos de frente hacia el Pico de Soriano siguiendo la línea de cerros con sus caidas hacia la majada del redondal. Otra opción sería seguir por el sendero, y subir siguiendo otro sendero muy claro hasta el Cueto Deboru (que no el pico Boru), y enlazar con la ruta habitual al Cueto Tejao.

El sendero a la derecha y siguiendolo detrás el cueto Deboru
En este valle intermedio, menos visitado, hay un rebaño de rebecos pastando, no les molesto demasiado, y dejo que sigan a lo suyo.

Rebecos en la zona
Tras rodear el primero de los cerros, abandono el sendero y subo en dirección al Pico Soriano, aquí no hay sendero, pero esta todo despejado y se anda bien. Es la zona de los Campos de los Senderos.


Al principio no hay sendero, pero después van apareciendo algunos jitos aislados para ir superando los distintos cerros con cimas redondeadas que componen esta cresta que viene del Pico Soriano. No tiene complicación, la primera cima se accede por una canal herbosa, y después ya en la parte de arriba domina la caliza con zonas de llambrías.

Tramo hasta el Pico Soriano
Tras superar el primer cerro, después los siguientes se van encadenando con facilidad hasta llegar al último, el de la Torca del Jou sin Tierre. Después ya está el Pico Soriano, pero este por esta cara tiene unas paredes bastante verticales, así que hay que rodearlo y atacarlo por detrás. Las vistas del valle debajo de la Torca del Jou sin Tierre, espectaculares, además con un día tan despejado como este. Pinchando en la esquina se pone en pantalla completa la foto esférica inferior.



Para acceder al pico Soriano corto más o menos en horizontal la montaña, sin subir ni bajar, hasta alcanzar una zona de llambrías que deja acceso a la cumbre, si se sigue rodeando se puede evitar y cambiar al valle para subir directamente al Cueto Tejao. Las llambrias tienen cierta inclinación, pero la caliza seca tiene mucha adherencia, así que para subir no hay problemas, para bajar  daría más impresión. Increíblemente, a estas alturas de más de 2000 metros, y sin charcas cerca encuentro una pequeña rana/sapo, es increíble donde puede haber vida.

La rana/sapo a 2000 metros
Tras superar las llambrias, el terreno reduce la pendiente y ya aparece la cumbre de este pico. Hay otra cumbre un poco más adelante, más alta, pero el mapa parece indicar que esta es la cumbre del Pico Soriano. Además las nubes están empezando a subir, y quiero llegar pronto hasta la otra línea de cumbres del Cueto Tejao, para tener vistas al macizo Central, así que no subo hasta la otra cumbre del Pico Soriano.

Cima del primer Pico Soriano y siguiendo la cresta la segunda cima
Las vistas hacia la zona del Samelar, San Carlos, Rasa de la Inagotable, los Grajales, los Picos del Jou Sin Tierre, espectaculares. En la foto esférica inferior se aprecian perfectamente.



En el acceso a la cumbre del Soriano hay que tener cuidado, la cresta es algo estrecha, y con caídas a ambos lados, aunque para tener buenas vistas no hace falta llegar hasta la misma cumbre.

La Pica del Jierru y el Valdominguero
Desde la cumbre, retrocedo un poco para buscar el camino por el que mejor pasar hasta las cumbres del Cueto Tejao y el Boru. Hay que ir cortando más o menos sin perder altura, por esta ladera hasta alcanzar una zona de prados y cambiar a la otra ladera del valle, que también se llama Jou sin Tierre.

Bajando del Soriano hacia el Jou sin Tierre
Como en el mapa no viene demasiado claro cuál es la cumbre del Cueto Tejao, empiezo la línea de cumbres bastante más a la izquierda, aunque no hay problemas para ir pasando por todas, rodeando todo el Jou sin Tierre, otra cosa es continuar hasta el Valdominguero, donde hay que usar las manos. Una vez alcanzada la cuerda, aparecen las vistas hacia el macizo central. En estos momentos sin nubes, después entrarían las nieblas.

Macizo Central de Picos de Europa
Primera de las cimas al fondo el Cueto Tejao
Siguiendo la línea de cumbres, con precaución porque no hay mucho sendero se alcanza el Cueto Tejao, con muy buenas vistas, aunque parte esta hoy tapado por las nieblas. En la foto esférica se aprecia mejor. Este pico no tiene buzón ni nada que lo identifique.



Para llegar al Boro todavía queda un tramo, que en el mapa del IGN llama Cueto Tejao con el nivel de zoom máximo (Capa 15), si hay un buzón de cumbre, pero no tiene placa identificativa. La bajada del Cueto Tejao, con cuidado porque es bastante pendiente, después la subida al Boro también hay que buscar por donde progresar.

Cumbre del Pico Boru con buzón de cumbres
En el Pico Boru hay muchas más nubes que en el resto, y estoy esperando más de una hora y media a ver si la situación mejora. Las nubes de la costa van pasando, y desapareciendo, pero las de esta zona son más persistentes, y resisten mucho más. A veces se intuye debajo del pico Sotrés, pero con dificultad.



Algunas de las cumbres que se ven desde este Pico, sobre todo las del macizo Central,

Las cumbres del Macizo Central


Panorámica desde el Boru del macizo de Andara
Panorámica del valle que sube de Sotres a Áliva
Sotres entes las nubes

??
 Después de esperar a ver si despeja toca bajar, en primer lugar del Boru a enlazar con un sendero bastante jitado que va hacia el Deboru, en esta zona con niebla más fuerte puede haber problemas en caso de perder el sendero. De hecho, se estrelló un helicóptero de rescate hace años por la niebla, hay una placa de recuerdo pero no llegué a encontrarla. 

El Sendero y a la derecha el Cueto Deboru
Vista atrás del Cueto Tejao y del Pico Boru
Cumbre del Cueto Deboru y detrás el Samelar
 Desde el Deboru, el sendero continúa bajando, se ven unas crestas calizas al fondo en la zona del Cueto de los Calabreros, primero va en esa dirección, y después gira hacia la derecha para cambiar de valle. Hay jitos para guiarse, y el sendero esta bastante marcado. En pocos metros alcanzo la cota de niebla, y todo se difumina un poco, menos mal que el sendero está muy marcado.

Sotres desde el collado encima de Fuente Sole
En otro collado un poco más abajo, hay que abandonar este sendero, para coger hacia la derecha y enlazar con la pista que baja al Jito de Escarandi. En la zona hay una piedra/cartel que indica hacia Sotres por el sendero que vamos, y hay que coger la variante. Según el mapa en la zona hay otra fuente, aunque está más abajo. Al principio la pista no se ve, pero unos metros más adelante ya aparece, y ya no hay perdida.


Ruta completa por el macizo de Ándara, subiendo al Pico Soriano, el Pico Boro y el Cueto Tejao. Los datos recogidos por el GPS, aunque el desnivel acumulado me parece que no está bien, y es mayor.

sábado, 28 de julio de 2018

El Siete [Ubiñas]

Ruta de montaña con el ascenso al Siete desde Tuiza de Arriba. Ruta de montaña, montaña, donde hay que usar las manos para subir y el culo para bajar. La trepada no es complicada y yo que tengo algo de vértigo y las bajadas me dan mucho respeto, no me pareció especialmente complicada. He ido en solitario, y no había nadie más en la zona, esto disminuye el peligro de caída y proyección de piedras, que si aparecen cuando se va en grupo. La caída de piedras es inevitable, hay varias zonas con rocas sueltas, y algunas no son pequeñas, llevar casco es caso obligatorio. En la subida y bajada no tienes una gran sensación de patio y vacío, estando sentado se van alcanzando puntos donde poner los pies y las manos, para bajar con seguridad, no es una postura muy elegante, pero si efectiva. Para la descripción de las zonas de trepada hay otros blogs mucho mejores, como el de Sanclagones, o el de Monchu, el de Nuestras Montañas o el de Pasu a Pasu. En ellos se marcan los puntos de paso, y se les ve hacer la actividad, lo que ayuda más que una simple foto.

 El Siete es un mirador en el centro de las Ubiñas, a un lado Ubiña la grande, al otro los Fontanes, enfrente el Portíllin hacia el Tapinón... Este día había muchas nubes bajas que tapaban el resto de vistas, así que habrá que volver más adelante. La ruta es dura por el desnivel, aunque en la zona de trepada se hace más llevadera, cómo hay que ir fijandose y parando a buscar la zona mejor, o los jitos. Hay fuente al comienzo de la ruta, y en el refugio.

Mapa del recorrido
Llego temprano al aparcamiento en Tuiza de Arriba, hoy no dan tormentas, pero las nubes van a subir a lo largo del día y se puede cerrar en niebla por la tarde, así que mejor madrugar un poco. Aquí la niebla por la tarde es bastante habitual.

El Muro de Nubes sobre la Tesa y la Mesa 
Desde el aparcamiento, toca coger el camino de verano hacia el refugio, señalizado con carteles, pero antes recoger algo de agua en la fuente.
Subiendo hacia el refugio
Según voy subiendo, las nubes también van detrás de mí, hay un muro de nubes que avanza paso a paso, y además va más rápido que yo, pero mientras tanto deja paisajes espectaculares.

Vista atrás del valle con la Peña el Castiellu entre nubes
Apenas se ve Peña Ubiña
 En la Vega del Meicin, tras pasar la portilla y remontar la cuesta, aún no ha llegado la niebla, pero los picos están entre Nubes, solo el Portillin está despejado. En unos segundos la niebla lo tapa todo, menos mal que el camino esta claro hasta el refugio.

La Vega del Meicin antes del refugio
 En el Refugio toca coger un sendero valle arriba hacia la Fuente del Bachao, para después cortar hacia la izquierda y subir por el valle de Covarrubias. Zona con pocos senderos marcados, porque el ganado lo recorre todo y marca sus propias trazas. Así que intento seguir el track del GPS, el primer tramo más o menos pasando al lado de una cruz hasta un collado con ortigas, y aquí cojo un camino que atraviesa el pedrero, cuando debería de seguir remontando por zona de prados y pasar por encima del pedrero, pero con la niebla no siempre se acierta.

Foto de 2011: El valle de Covarrubias y los dos senderos por el pedrero
Cruz dedicada a un chavalin de 15 años muerto en 1945 en estas camperas
 Desde el collado de las ortigas, el sendero que cojo es ancho y corta en llano un pedrero que baja desde el Portillin. El sendero acaba justo en el centro del valle de Covarrubias, otro enorme pedrero que baja desde los Castillines. Al principio parece haber sendero por un lateral del valle, que va remontando el Covarrubias por la derecha, pero después el sendero se diluye un poco y hay que seguir por donde se pueda. No hay mucha dificultad, hay para escoger zonas con hierba, o zonas con piedra de todos los tamaños, poco a poco se va remontando el valle y de vez en cuando aparecen hasta jitos.

Subiendo el valle de Covarrubias
Vista atrás del valle de Covarrubias
 Con paciencia se sube bastante bien por este valle, otra cosa sería bajarlo que es pendiente y la hierba puede resbalar. En la parte alta se alcanza un collado con una piedra enorme que hay que rodear, y al otro lado un par de neveros y jous. Aquí hay varios caminos, el bueno que viene desde el refugio, y después se divide en uno hacia la pasada del Siete a la derecha, y otro ramal hacia la izquierda hacia la Collada del Arco, o la Senda de las Merinas.

Entre la bruma las paredes del Siete
 La niebla va y viene en esta collada, y a ratos permite admirar las cimas de la zona, Ubiña la Grande, el croisant de los castillines, o el objetivo del día El Siete. Mientras un grupo de rebecos observa desde lo alto, vigilando los pasos de los montañeros.

Vigilantes de la zona

Los Castillines con su forma de Croisant y de frente el primer resalte
Panorámica de los Castillines, el Siete, el collado de la Pasada del Siete y el Portillin
Peña Ubiña
La subida tiene varias etapas, cada una con una meseta desde donde contemplar lo que falta. El primer escalón en el que hay que usar las manos, hay dos formas de superarlo, tirar de frente o ir un poco por la derecha hacia la horcada de la pasada del Siete, en la bajada se ven mejor las dos opciones que en la subida. Después de este escalón, hay una meseta amplia, con un gran pedrero a la izquierda y un nuevo resalte a superar. Este segundo resalte es también corto

El segundo resalte tras superar el primer paso
El segundo resalte, parece que tiene dos opciones, de hecho hay como un sendero que rodea la peña de izquierda a derecha. El de la izquierda, cerca del pedrero tiene una salida más vertical, por lo que acabé yendo por la derecha, superando unos pocos resaltes. Hay jitos que marcan las dos opciones.

Segundo resalte
Tercer resalte la grieta-chimenea

Tras subir el segundo resalte, en la siguiente terraza pequeña que hay aparece un canalizo, grieta, chimenea, como quiera que lo querais llamar. Se trata de una serie de capas de caliza, que están cortadas y asciende en diagonal por el corte un pequeño canal con buenas zonas para agarrarse y poner los pies, además tiene una inclinación adecuada. Deben de ser unos quince a veinte metros de desnivel, y después la parte final es un embudo y tiene un paso un poco más largo apegado a una roca para salir de la zona de trepadas.

Superado la tercera trepada
Tras superar este tramo, ya no se vuelven a necesitar usar las manos, aunque esta zona es de piedras sueltas y es fácil empujarlas hacia el embudo por el que se sube, con el consiguiente riesgo para los que estén subiendo, por eso hay que llevar casco (aunque sea el de bicicleta). 
En esta zona el sendero gira hacia la derecha hasta una llambría sobre el valle, y después a la derecha para pasar a la vertiente leonesa, al lado de un jito

El Tercer Castillín con la grieta por la que se puede escalar
Por la vertiente leonesa, sólo hay que seguir el marcado sendero que va subiendo en revueltas, hay un escalón algo alto en una zona de roca, pero sin problemas, y en poco tiempo se alcanza la cumbre. Con unas vistas a los fontanes impresionantes.



La foto-esférica de la cumbre, con el mar de nubes cubriendo los valles a ambos lados:



Entre las nubes aparece San Emiliano, Torrebarrio...

Peña Ubiña y los valles de León

Torrebarrio, San Emiliano, La Majua...

Refugio debajo del Pico
Peña Ubiña y por el medio los Castillines
Los Fontanes, Peña Rueda, Los Joyos de Cueva-Palacios, el Portillin...

Con Zoom hacia Laciana
Con Zoom la zona de ¿los Bigaros ?

El Portillín la zona del Meicin y entre la niebla la Mesa
Lo que brilla el Refugio del Meicin y el valle de Covarrubias
Después de un rato en la cima, viendo las nubes moviendose de un sitio para otro, tapando unas zonas y destapandolas más tarde, toca la bajada, con el máximo cuidado posible. No hay nadie subiendo, pero por si acaso siempre cudidado con las piedras. Pongo más fotos de la bajada, que es lo que más suele paralizar.
La bajada por la vertiente leonesa
El primer tramo por la vertiente Leonesa, es deshacer el sendero, y no continuar bajando para ir hacia los castillines, sino que salir a la izquierda donde el jito, para pasar a la vertiente Asturiana.

Desde el jito el tramo de arriba por la vertiente asturiana
La roca suelta del tramo superior en la vertiente asturiana da respeto, porque enseguida se van piedras que pueden golpear a alguien que suba, menos mal que voy sólo y no hay nadie subiendo. En el embudo ya empieza la bajada con los cinco puntos de apoyo, sentado y buscando donde poner los pies.

El Tramo de la grieta-canalina-chimenea desde arriba
 La canalina-chimenea se baja sentado bien, hay buenos apoyos y no da impresión; estar sentado da cierta seguridad. Viendo las fotos, no se por donde marcar la bajada, en los otros blogs al ir en grupo se ve por donde está cada uno.

Siguiente Tramo, roto pero con multiples opciones de bajada

El collado donde comienza el valle de Covarrubias en esa zona de pradera verde y neveros
Los Castillines
 Tras alcanzar la cabecera del valle de Covarrubias, debajo de los castillines hay que continuar bajando. Aunque desde aquí, también se podría tomar la senda de las Merinas, e ir hacia el collado Terreros para hacer una ruta circular. En esta senda hay un tramo de Sedo, así que hoy no quiero meterme en más berenjenales, y tiro para abajo, ahora buscando el sendero correcto.

La Puerta del Arco
 El sendero correcto, evitando bajar por el centro del valle, es más evidente ahora, va más pegado a las paredes del Portillin, y es un sendero muy marcado. Aunque ahora no hay nubes en esta zona, es muy claro el camino a seguir.

Vista atrás bajando el valle de Covarrubias
 Este camino también atraviesa los pedreros que bajan desde los Portillines, pero mucho más por encima que el camino de por la mañana, y enlaza de nuevo en la zona de las ortigas. Al llegar se ve que hay demasiados caminos y senderos que confluyen en este resalte, la mayoría trazados por el ganado, y por eso es confuso con niebla.

Bajando entre la niebla
 Continuo bajando hasta el refugio, y después otra vez por el camino de verano hasta Tuiza. La mayor parte del tiempo bajo la niebla, aquí no paran de subir y pasar las nubes.

Llegando a Tuiza

Los datos de la ruta recogidos por el GPS: