domingo, 25 de octubre de 2015

Otoño en el Bosque de Peloño [Ponga]

Ruta de senderismo por el bosque de Peloño en Ponga, que en otoño esta impresionante. La ruta es sencilla, va por una pista todo el tiempo pero se hace larga al ser casi 25 km y el desnivel de 1000 metros también contribuyen. Al final de la ruta hay unas casamatas de la guerra civil que vigilaban este paso de montaña, pero lo importante es el bosque y se puede dar la vuelta en cualquier momento.
La ruta comienza en Les Bedules donde  hay un aparcamiento amplio, a esta zona se accede a través de una pista hormigonada por la que los coches no tienen problemas, se puede subir andando pero se hace pesado para los pies después.
En les Bedules hay una fuente, pero esta vez estaba seca, así que no hay agua en forma de fuente hasta la collada Granceno. Este año ha sido especialmente seco, y el bosque también lo nota, se veía la tierra seca y hay pocas setas.

Mapa del recorrido
Empezamos a andar con algo de niebla sobre las Bedules, y callendo un ligero orbayo. La niebla tapaba el Tiatordos y dejaba que apareciese en parte el Pierzu.

El Pierzo entre la niebla desde Les Bedules

En esta época de otoño los hayedos están impresionantes, y este especialmente, con cambios continuos de color, verde de los acebos, los amarillos de los abedules y hayas, ocres de los robles...
Bosque y pista
Cuando se despeja un poco el bosque se puede ver la cresta entre Peña Subes y el Sen de los Mulos, con el bosque de hayas debajo.

Peña Subes y Sen de los Mulos
En Peloño hay todo tipo de hayas, desde zonas con hayas viejas y retorcidas, a otras zonas de hayas jovenes, con los troncos muy juntos y que tardarán mucho en crecer todavía.

Hayedo joven


Setas de tronco en haya muerta
La ruta va subiendo hasta el collado Granceno y después hay un tramo de bajada, donde se puede ir a ver un enorme roble desviandose ligeramente del camino, pero nosotros no nos acercamos. Después de bajar hay un tramo de subida hacia la collada de Guaranga, una entalla en los bloques calizos de la zona.

La entalla de la collada de Guaranga
Sen de los Mulos y Peña Subes
Llegando cerca de la collada final había un tractor aparcado, que se integraba en el paisaje

Tractor
Las hayas no dejan ver el bosque
Esta collada de Guaranga hay una línea de casamatas, tres en la parte baja y una un poco más arriba. Por lo visto fueron construidas por los republicanos en 1937, ya que la zona esta de Arcenorio y Ventaniella era una zona de comunicación importante. No llegaron a entrar en combate, porque los nacionales los rodearon y los republicanos huyeron para no quedar rodeados.

Casa mata de la Collada Guaranga

A través del ventano
Niebla en el fondo del valle
Las casamatas
En la collada había demasiado viento así que paramos poco y dimos la vuelta, además con el cambio de hora se nos estaba haciendo tarde.

Una pradera


Los ocres de las hayas
La pista
En el último tramo de subida hay una zona con dos perales, y este año como no llovió eran unas microperas muy amargas, en otra época del año seguro que son mejores.

Microperas
Llegando a les Bedules se nos estaba haciendo de noche poco a poco.
La niebla en los Beyos

Peña Salón
El Tiatordos
Al final un bonito recorrido, no hice demasiadas fotos, pero el entorno es impresionante en esta época y las fotos no harían justicia a lo que allí hay.

Los datos del recorrido realizado.